ENSALADA DE WAKAME Y PEPINO

RECETAS, Sin categoría

ENSALADA WAKAME

Ingredientes

  • Una tira de alga wakame
  • Un pepino
  • Una cucharada de vinagre de arroz
  • Una cucharada de semillas de sesamo tostado
  • Unas gotas de aceite de sesamo
  • Una cucharada de concentrado de manzana
  • 1 cucharada de shoyu
  • Una mandarina o naranja pelada, en gajos (opcional)

Preparación

  1. Cortar el pepino en lonchas muy finas.
  2. Meter las lonchas en agua que lo cubra y cubitos de hielo y refrigerar unos 30 minutos.
  3. Cortar las algas wakame en trozos pequeños y remojar durante 5 minutos. Escurrir con cuidado y volver a llenar con agua. Dejar otros 5 minutos más. Cuando estén hidratadas, colar y escurrir bien, apretando las algas con suavidad.
  4. En un bol, preparar la vinagreta mezclando el vinagre de arroz, el concentrado de manzana y el shoyu.
  5. Añadir a una ensaladera de cristal o porcelana las algas y el pepino desechando el agua de los dos.
  6. Incorporar a la ensalada los gajos de naranja y aderezar con la vinagreta.
  7. Espolvorear con las semillas de sésamo negro y unas gotas de aceite de sésamo tostado.

Consejo

“En vez de solamente wakame, puedes utilizar una mezcla de algas: wakame, lechuga de mar, nori… Darás color y sabor a tu ensalada.”

Pudding de chia y te matcha

RECETAS, Sin categoría

pudding te matcha

Ingredientes

(Para 2 raciones)

2 cucharaditas de té matcha en polvo

  • 300 ml de bebida de arroz con coco
  • 3 cucharadas de semillas de chía
  • 3 cucharadas de sirope de arroz
  • Frambuesas o una fruta roja (para decorar)

Preparación

  1. Calentar la bebida de arroz y coco sin que llegue a hervir y reservar.
  2. Meter el té verde en polvo en un pequeño bol y añadir unas gotitas de la leche vegetal. Mezclar hasta obtener una pasta. Añadir el sirope de arroz y mezclar con la bebida de arroz y coco caliente.
  3. Añadir las semillas de chía y distribuir en dos copas o vasitos.
  4. Meter en la nevera y dejar unas 4 horas para que la chía se hinche y nuestro pudding se espese.
  5. Cuando el pudding esté sólido, decorar con unas frambuesas por encima.

LASAÑA DE QUINUA Y TARTAR DE ATUN

RECETAS

RECETA

receta1 INGREDIENTES: 100grs de quinoa en semilla, tiras de agar-agar, 150grs de atun fresco (si es rojo, mucho mejor), 1 yema de huevo, 1/2 cebolleta, jengibre en raíz y laminado, wasabi en polvo, aceite de oliva virgen extra, soja, 2 espárragos trigueros, perlas de yuzu, agua y sal.

Primeramente lavamos bien la quinoa para que las saponinas no le den un sabor amargo. Cocemos 1 parte de quinoa por 2 de agua a fuego fuerte durante 15 minutos, todo el agua queda absorbida. En un cazo con agua hirviendo diluimos unas tiras de agar-agar durante 5 minutos. Con una cuchara iremos añadiendo líquido a la quinoa hasta conseguir una pasta un tanto acuosa. Extendemos sobre una fuente alcanzando un grosor de unos 3 milímetros, refrigeramos durante un par de horas.

RECETA2Preparamos el tartar cortando el atún en cuadraditos de 3x3mm aproximadamente. Pelamos y cortamos la mitad de la cebolleta en una finísima brunoise. En un bowl ponemos la yema, un poco de sal, un poco de AOVE y una cucharilla de polvo de wasabi, mezclamos enérgicamente hasta crear el principio de una mayonesa.

Rallamos la raíz de jengibre (un brote, aproximadamente) y prensamos extrayendo el zumo que incorporamos al bowl. Mezclamos y agregamos la cebolleta, removemos bien e incorporamos el atún, un chorrito de soja nos dará el toque salado que remata el tartar.

RECETA 3Con la ayuda de un cuadrado de emplatar sacamos tres láminas de quinoa. Base, relleno del tartar, capa media, más tartar y capa de cobertura.

Cortamos los espárragos a la mitad desechando el extremo inferior. La mitad a su vez la cortamos en dos, por un lado las yemas y por otro unos pequeños cilindros. Salteamos en cuatro gotas de aceite con un poco de sal y procedemos al emplatado.

RECETaa4Colocamos nuestra lasaña en un lateral dejando libre espacio para hacer dos líneas con los tallos troceados y sobre ellas una yema. Encima de la lasaña unas perlas de yuzu y la otra yema. Rematamos con un poco de wasabi y jengigre laminado.

El resultado final es muy sabroso y el contraste de la quinoa crujiente con la melosidad del tartar sin duda no os dejará indiferentes. Por buscar una similitud en sensaciones, la quinoa nos recuerda a los bombones Ferrero Rocher, esos trocitos de almendra que se esconden por toda la boca que vamos rescatando y mordisqueando.

receta5

receta6